domingo, 1 de febrero de 2009


No digas nunca de ningún sentimiento

que es pequeño o indigno...

no vivimos de otra cosa que de

nuestros pobres, hermosos y magníficos

sentimientos,

y... escuchame... cada uno de ellos

contra el que cometemos una injusticia

es una estrella que apagamos

No hay comentarios: